jueves, 28 de agosto de 2014

7 Razones para no preocuparse parte II, Devocional John Piper 12/09

Mateo 6:27-30: "¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? Y por el vestido, ¿por qué os afanáis? Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan; pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe?"
Mateo 6 contiene al menos siete promesas diseñadas por Jesús para ayudarnos a luchar la buena batalla contra la incredulidad y ser libres de ansiedad. En la parte 1 vimos las promesas 1 y 2. Hoy vemos las promesas 3 y 4.

PROMESA #3: ¿Y quién de vosotros podrá, por mucho que se afane, añadir a su estatura un codo? Y  por el vestido, ¿por qué os afanáis? (Mateo 6:27-28).

Esto es, de algún modo, una promesa. La simple promesa de la realidad: la ansiedad no te hará ningún bien. No es nuestro argumento principal, pero a veces simplemente tenemos que ponernos duros con nosotros mismos y decir: "Alma, esta ansiedad es completamente inútil. No solo estás estropeando tu propio día, sino también el de mucha otra gente. Déjala con Dios y sigue con tu trabajo".

La ansiedad no consigue nada que merezca la pena.

PROMESA #4: Considerad los lirios del campo, cómo crecen: no trabajan ni hilan; pero os digo, que ni aun Salomón con toda su gloria se vistió así como uno de ellos. Y si la hierba del campo que hoy es, y mañana se echa en el horno, Dios la viste así, ¿no hará mucho más a vosotros, hombres de poca fe? (Mateo 6:28-30)

Comparado con las flores del campo eres una prioridad mucho más alta para Dios, porque tú vivirás para siempre y puedes darle alabanza eterna.

Sin embargo, Dios tiene tal desbordamiento de energía creativa y de cuidado, que él lo derrama sobre las flores que solamente duran unos días. Así que Él ciertamente utilizará la misma energía y habilidad creativa y la utilizará para cuidar de sus hijos que viven para siempre.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/7-reasons-not-to-worry-part-2

No hay comentarios: