lunes, 2 de marzo de 2015

Dos verdades infinitamente tiernas y fuertes. Devocional John Piper Solid Joys 11/03

Isaías 46:10 "Que anuncio lo por venir desde el principio, y desde la antigüedad lo que aún no era hecho; que digo: Mi consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero".
La palabra soberanía, al igual que la palabra "trinidad", no está en la Biblia. La utilizamos para referirnos a esta verdad: Dios tiene el control final del mundo, desde la intriga internacional más grande, hasta la caída del pájaro más pequeño de un bosque.

Esta es la forma en que la Biblia lo dice en Isaías 46:9-10: "9 Yo soy Dios, y no hay otro Dios ... 10 Mi consejo permanecerá, y haré todo lo que quiero". Daniel 4:35 dice: "él hace según su voluntad en el ejército del cielo, y en los habitantes de la tierra, y no hay quien detenga su mano, y le diga: ¿Qué haces?". Job 23:13-14 dice: "13 Pero si él determina una cosa, ¿quién lo hará cambiar? Su alma deseó, e hizo. 14 El, pues, acabará lo que ha determinado de mí". Salmos 115:3 dice "Nuestro Dios está en los cielos; Todo lo que quiso ha hecho".

Una de las razones por las que esta doctrina es tan preciada para los creyentes, es que sabemos que el gran deseo de Dios es mostrar misericordia y bondad con aquellos que confían en Él (Efesios 2:7, Salmos 37:3-7; Proverbios 29:25). La soberanía de Dios significa que estos designios para nosotros no pueden verse frustrados.

Nada, absolutamente nada, acontece para aquellos "que aman a Dios y conforme a sus propósitos son llamados" sino solo aquello que sea el bien mayor y más profundo (Salmos 84:11)

Por eso, la misericordia y soberanía de Dios son los pilares gemelos de mi vida. Son la esperanza para mi futuro, mi energía para servir, el centro de mi teología, el vínculo de mi matrimonio, la mejor medicina en todas mis enfermedades, el remedio para todos mis desánimos.

Y cuando llegue a la muerte (ya sea más pronto o más tarde) estas dos verdades estarán al lado de mi cama, y con manos infinitamente fuertes y tiernas, me levantarán hacia Dios.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/two-infinitely-strong-and-tender-truths

Adoremos al cordero. Devocional John Piper Solid Joys 10/03

Apocalipsis 5:4 "Y lloraba yo mucho, porque no se había hallado a ninguno digno de abrir el libro, ni de leerlo, ni de mirarlo"
¿Nunca has pensado que las oraciones son el aroma del cielo? La semana santa me ha llevado a leer de nuevo Apocalipsis 4 y 5. En ellos podemos ver un destello de la vida en el cielo.

En Apocalipsis 5, vemos a Dios todopoderoso en el trono con un libro en la mano. El libro tiene siete sellos, y han de quitarse antes de poder leer el libro. 

Creo que la apertura del libro representa los días finales de la historia, y el arrancar de los siete sellos representa el tipo de historia por el que pasaremos mientras nos acercamos a los últimos días.

Al principio, Juan llora porque no hay nadie digno de abrir el libro y leerlo (Apocalipsis 5:4). Pero entonces el anciano del cielo dice: "No llores. He aquí que el León de la tribu de Judá, la raíz de David, ha vencido para abrir el libro y desatar sus siete sellos" (Apocalipsis 5:5).

Al morir en la cruz, Jesús ganó el derecho de abrir lo que queda de la historia redentora, y de guiar a su pueblo victoriosamente a través de ella.

En el siguiente versículo, el León es mostrado como un Cordero, que "estaba en pie como inmolado" (Apocalipsis 5:6). ¿No es una bella imagen de la victoria de Jesús en la cruz?

La victoria es tan segura como si un león hubiese devorado a su adversario, pero la logró dejando que el adversario lo sacrificara como un cordero.

Así que ahora el Cordero es digno de tomar el libro de la historia redentora de las manos de Dios y abrirlo. Es un acto real que los veinticuatro ancianos del cielo (que son por así decirlo el concilio de alabanza de Dios) caen sobre sus rodillas en adoración.

¿Sabes lo que son las copas llenas de incienso? El versículo 8 dice que son "las oraciones de los santos". ¿Acaso no significa esto que nuestras oraciones son el aroma del cielo, que dan un grato olor ante el trono de Dios y del Cordero?

Me fortalece y me alienta a orar más a menudo y más vigorosamente, cuando pienso que mis oraciones están siendo almacenadas en el cielo y ofrecidas a Cristo repetidamente en actos celestiales de adoración.

Bendigamos, honremos y adoremos a Cristo aquí abajo con nuestras oraciones, y alegrémonos doblemente de que el concilio de adoración del cielo las ofrece de nuevo a Cristo como un incienso de olor grato, ante el Cordero que fue inmolado. 


Dios tiene cuidado de vosotros. Devocional John Piper Solid Joys 09/03

1 Pedro 5:6-7 "6 Humillaos, pues, bajo la poderosa mano de Dios, para que él os exalte cuando fuere tiempo;7 echando toda vuestra ansiedad sobre él, porque él tiene cuidado de vosotros".
¿Por qué la ansiedad por el futuro es una forma de orgullo? La respuesta de Dios sería algo parecido a esto:

"Yo, el Señor, tu hacedor, soy el que te da consuelo, el que promete cuidar de ti, y los que te amenazan simplemente son hombres mortales. Así que tu miedo debe querer decir que no confías en mí, y aunque no estás seguro de que tus propias fuerzas puedan cuidar de ti mismo, optas por tu débil confianza en ti mismo en lugar de por la fe en mi gracia. Así que todos tus temblores, aunque sean débiles, revelan orgullo".

¿Cuál es el remedio? Dejar la confianza en uno mismo y volverse a la confianza en Dios, poner la fe en el poder de la gracia venidera, que es suficiente para todo.

Vemos que la ansiedad es una forma de orgullo en 1 Pedro 5:6-7. Notemos la conexión gramatical entre los versículos  "Humillaos, pues, bajo la poderosa mano de Dios ...7 echando toda vuestra ansiedad sobre él, porque él tiene cuidado de vosotros".

Esto significa que echar la ansiedad sobre Dios es una forma de humillarse bajo su poderosa mano. Es como decir: "Come educadamente .... masticando con la boca cerrada", "Conduce con cuidado .... manteniendo los ojos abiertos" o "Se generoso ... invitando a alguien para acción de gracias".

Una forma de ser humilde es echando las ansiedades sobre Dios. Lo cual significa que un obstáculo para echar las ansiedades sobre Dios es el orgullo, y que la preocupación indebida es una forma de orgullo.

Pero ¿por qué echar nuestra ansiedad sobre el Señor es lo opuesto al orgullo? Porque al orgullo no le gusta admitir que tiene ansiedad, y si tiene que admitirlo, no le gustará admitir que el remedio pueda ser confiar en alguien más sabio o más fuerte.

Dicho de otra forma, el orgullo es una forma de incredulidad a la que no le gusta confiar en la gracia venidera de Dios. La fe admite la necesidad de ayuda, pero el orgullo no. La fe confía en Dios para recibir ayuda. El orgullo no. La fe echa la ansiedad sobre Dios. El orgullo no.

Por tanto la forma de luchar contra la incredulidad del orgullo es admitir libremente que tienes ansiedad, y gozarte en la promesa de la gracia venidera que dice "Él tiene cuidado de vosotros".

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/god-cares-for-you

viernes, 27 de febrero de 2015

Abre las ventanas de tu corazón. Devocional John Piper Solid Joys 08/03

Isaías 42:1-3: "1 He puesto sobre él mi Espíritu;... 3 No quebrará la caña cascada, ni apagará el pábilo que humeare"

Probablemente, las palabra más alentadoras que he escuchado en muchas semanas son las de la profecía de Isaías 42:1-3, acerca de como Jesús usaría su poder espiritual.

¿Te sientes como una "caña cascada"? ¿Te sientes como uno de esos lirios de pascua cuyo tallo ha sido aplastado y la flor se cae hacia el suelo y no tiene jugo? ¿Sientes que tu fe es como una pequeña chispa en lugar de una llama? ¿Que es como ese pequeño punto rojo de ascuas que queda después de soplar las velas de cumpleaños?

¡Ten ánimo! el Espíritu de Cristo es el Espíritu de aliento: No acabará de cortar la flor, ni apagará tu chispa.

Lucas 4:18 dice: "El Espíritu del Señor está sobre mí, Por cuanto me ha ungido para dar buenas nuevas a los pobres", Malaquías 4:2 dice: "Nacerá el Sol de justicia, y en sus alas traerá salvación", Mateo 11:29 dice: "Soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas", Salmos 27:14 dice: "Aguarda al Señor; Esfuérzate, y aliéntese tu corazón; Sí, espera al Señor".

Puede ser triste para nosotros el ser una chispa en lugar de un fuego llameante. Pero ¡escuchemos! y tengamos ánimo: sí, hay una gran diferencia entre una chispa y un fuego. Pero hay una diferencia infinita entre que haya una chispa y que no haya nada. Una semilla de mostaza (de fe), está infinitamente más cerca de ser una montaña que de no ser una semilla.

Abre la ventana de las promesas de Dios y deja que el Espíritu sople en cada cuarto de tu corazón. El Viento Santo de Dios no va a romper o apagar. Levantará tu cabeza y avivará tu chispa en una llama. Él es el Espíritu de aliento.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/open-the-windows-of-your-heart

¿Cómo puedo ser lleno del Espíritu Santo?. Devocional John Piper Solid Joys 07/03

Romanos 15:4: "Porque las cosas que se escribieron antes, para nuestra enseñanza se escribieron, a fin de que por la paciencia y la consolación de las Escrituras, tengamos esperanza"

¿Cómo podemos ser llenos del Espíritu Santo? ¿Cómo podemos experimentar un derramamiento del Espíritu Santo sobre la iglesia que nos llene con una alegría indomable, nos libere y nos fortalezca para amar al prójimo de una forma tan auténtica que lo ganemos para Cristo?

La respuesta es: Meditemos día y noche sobre las promesas incomparables de Dios. Estas promesas nos llenan de esperanza. Como el versículo anterior nos muestra, esa es la forma en la que Pablo mantenía su corazón lleno de esperanza, gozo y amor.

La plena seguridad de la esperanza, viene al meditar en las promesas de la Palabra de Dios. Y esto no contradice la frase que está ocho versículos después, que dice que el Espíritu Santo nos da esperanza (Romanos 15:13). Esto es porque el Espíritu Santo es el autor divino de las Escrituras. No hay contradicción en que la forma de llenarnos de esperanza sea llenándonos con su propia palabra de promesa.

La esperanza no es una emoción vaga que no venga de ninguna parte, como si se tratase de un dolor de estómago. La esperanza es la confianza en que el estupendo futuro que nos promete la Palabra del Espíritu va  a hacerse de verdad realidad. Por tanto, la forma de estar llenos con el Espíritu, es estar llenos con su Palabra, y la forma de tener el poder del Espíritu, es creer las promesas de su Palabra.

Porque es la palabra de promesa la que nos llena con esperanza, y la esperanza con gozo, y el gozo desborda en el poder y la libertad para amar a nuestro prójimo. Y esa es la llenura del Espíritu Santo.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/how-can-i-be-filled-with-the-spirit

jueves, 26 de febrero de 2015

Dios atiende al humilde. Devocional John Piper Solid Joys 06/03

Deuteronomio 33:27: "El eterno Dios es tu refugio, Y acá abajo los brazos eternos"
Puede que ahora mismo estés pasando por cosas dolorosas que te están preparando para algún precioso servicio a Jesús y a su pueblo. Cuando alguien cae hasta lo más bajo con un profundo sentimiento de vacío e inutilidad, puede encontrarse conque ha caído hasta la Roca eterna.

Recuerdo una parte deliciosa del Salmo 138 que leímos en los devocionales del desayuno el domingo pasado "Porque Yahweh es excelso, y atiende al humilde".

No puedes caer a ningún sitio tan bajo, desesperado por tus pobres recursos, en el que Dios no te vea y se preocupe por ti. De hecho, Él está ahí abajo esperando recogerte. Como dice Moisés en Deuteronomio 33:27: "El eterno Dios es tu refugio, Y acá abajo los brazos eternos".

Sí, Él nos ve temblando y resbalando. Podría (como tantas veces) agarrarnos antes de alcanzar el fondo. Pero esta vez tiene alguna nueva lección que enseñarnos.

El salmista dijo en Salmos 119:71: "Bueno me es haber sido humillado, Para que aprenda tus estatutos". Él no dice que fuese fácil, divertido, o agradable. Al recordar simplemente dice: "fue bueno para mí".

La semana pasada estuve leyendo un libro escrito por un ministro escocés llamado James Stewart. Decía: "En el servicio del amor, solo los soldados heridos pueden servir". Es por eso que creo que algunos de nosotros estamos siendo preparados ahora mismo para algún precioso servicio de amor. Porque estamos siendo heridos.

No pensemos que nuestras heridas se salen del plan de gracia de Dios. Recordemos su palabra en Deuteronomio 32:39: "Ved ahora que yo, yo soy, Y no hay dioses conmigo; ... Yo hiero, y yo sano".

Que Dios conceda una gracia especial para aquellos que están gimiendo bajo alguna carga. Busca con ganas la nueva ternura del amor que Dios nos está impartiendo incluso ahora mismo.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/god-regards-the-lowly

Busca tu gozo en Jesús. Devocional John Piper Solid Joys 05/03

Mateo 23:5-7: "5 Antes, hacen todas sus obras para ser vistos por los hombre ... 6 y aman los primeros asientos en las cenas, y las primeras sillas en las sinagogas,7 y las salutaciones en las plazas, y que los hombres los llamen: Rabí, Rabí"

El picor del amor propio tiene ansias de que la auto aprobación lo rasque. Es decir, si  nuestra alegría es sentirnos autosuficientes, no nos sentiremos satisfechos si los demás no ven o no aplauden nuestra autosuficiencia.

De ahí que Jesús haga esa descripción de los escribas y fariseos en Mateo 23:5-7.

Es irónico. La auto suficiencia debería de liberar a la persona orgullosa de la necesidad de que los demás le alaben, ya que eso es lo que significa "suficiencia". Pero evidentemente, existe un vacío en lo que se suele llamar autosuficiencia.

El yo nunca fue diseñado para satisfacerse en si mismo o para confiar en si mismo. Nunca puede ser suficiente. Solamente somos hechos a imagen de Dios, pero no somos el mismo Dios. Somos sombras, ecos, así que siempre habrá un vacío en el alma que lucha por ser satisfecho con los recursos del yo.

Las ansias vacías por la alabanza de otros, señala el fallo del orgullo y la ausencia de la fe en la gracia continuada de Dios. Jesús vio el terrible efecto de esta comezón por la gloria humana. La nombró en Juan 5:44 cuando dijo "¿Cómo podéis vosotros creer, pues recibís gloria los unos de los otros, y no buscáis la gloria que viene del Dios único?" La respuesta es, no podéis. La comezón por la gloria de otros hace que la fe sea imposible. ¿Por qué?

Porque la fe es estar satisfecho con todo lo que Dios es para nosotros en Jesús, y si nuestra inclinación es obtener la satisfacción para nuestra comezón de la aclamación de otros, nos alejaremos de Jesús.

Pero si nos volvemos de nosotros mismos para buscar la satisfacción (nos arrepentimos), y vamos a JEsús para disfrutar de todo lo que Dios es para nosotros en Él (fe), entonces la comezón será reemplazada por una fuente que salta para vida eterna (Juan 4:14).

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/look-to-jesus-for-your-joy