miércoles, 15 de abril de 2015

Dios obra para ti. Devocional John Piper Solid Joys 21/05

Salmos 121:1-3: "1 Alzaré mis ojos a los montes; ¿De dónde vendrá mi socorro? 2 Mi socorro viene de Yahweh, Que hizo los cielos y la tierra. 3 No dará tu pie al resbaladero, Ni se dormirá el que te guarda".

¿Necesitas ayuda? yo sí. ¿Dónde buscas tu ayuda?

Cuando el salmista levantó sus ojos a los montes y preguntó "¿De dónde vendrá mi socorro?" él responde: "Mi socorro viene de Yahweh". No de los montes, sino del Dios que creó los montes.

Así que se recordó a sí mismo dos grandes verdades: una es que Dios es un poderoso Creador, por sobre todos los problemas de la vida. La otra es que Dios nunca duerme.

Dios es un trabajador inagotable. Pensemos en Dios como un trabajador en nuestra vida. Si, es algo asombroso, ya que nos inclinamos a pensar en nosotros mismos como trabajadores en la vida de Dios. Pero la Biblia quiere que nos asombremos primero con el hecho de que Dios es un trabajador en nuestras vidas: "Ni nunca oyeron, ni oídos percibieron, ni ojo ha visto a Dios fuera de ti, que hiciese [trabaje] por el que en él espera" (Isaías 64:4).

Dios trabaja por nosotros a todas horas. No se toma días libres, y no duerme. De hecho, está tan dispuesto a trabajar por nosotros que busca más trabajo que hacer por la gente que confía en Él. 2 Crónicas 16:9 dice: "Porque los ojos de Yahweh contemplan toda la tierra, para mostrar su poder a favor de los que tienen corazón perfecto para con él".

A Dios le encanta mostrar su poder, sabiduría y bondad inagotable obrando por la gente que confía en Él. Jesús fue la forma principal en la que el Padre mostró esto: "El hijo del hombre no vino para ser servido, sino para servir" (Marcos 10:45). Jesús trabaja para sus seguidores. Les sirve.

Esto es lo que debemos creer, y creer de verdad, para regocijarnos siempre como dice Filipenses 4:4, y para dar gracias en todo (Efesios 5:20), para tener la "paz que sobrepasa todo entendimiento" (Filipenses 4:7), para no estar afanosos por nada (Filipenses 4:6), para aborrecer nuestras vidas en este mundo (Juan 12:25), y para amar a nuestro prójimo como a nosotros mismos (Mateo 22:39).

¡Que verdad!¡Que realidad! Dios está despierto todo el día y toda la noche para trabajar por aquellos que esperan en Él.

Traducido de: http://solidjoys.desiringgod.org/en/devotionals/god-works-for-you

No hay comentarios: